Entradas

Mostrando entradas de enero, 2017

Aire, de Geoff Ryman

Imagen
Aire. Air: Or, Have not Have. Geoff Ryman. 2005

Aire es una novela de ciencia ficción del escritor canadiense Geoff Ryman. Esta obra ganó el premio BSFA, el premio James Tiptree Jr. y el premio Arthur C. Clarke.
Chung Mae es la experta en modas de un villa campesina en el ficticio país de Karzistan, el cual esta levemente basado en Kazakstán, y por lo tanto, en un conflicto respetuoso de sus tradiciones chinas y musulmanas. 
Chung Mae es igual que sus vecinas, una campesina analfabeta, llena de deudas y preocupaciones. El poblado donde ella vive es obligado (como probablemente muchas comunidades pobres en el mundo) a ser los beta testers de un nuevo sistema informático, Aire, el cual es una especie de Internet cerebral instantáneo y personal, que permite la comunicación directa entre los humanos.
Este choque del sistema produce que algunos pobladores se suiciden o pierdan la razón, al no estar preparados. Mae cambia su perspectiva del mundo y se da cuenta de que una vez que este nuevo Int…

Lo mejor del 2016

Imagen
Espero que todos hayan tenido un buen año 2016. Lleno de salud, amor, dinero y lecturas. 
El 2016 no fue un buen año para mis lecturas. La edad adulta me alcanzó, y cada vez tuve menos tiempo para dedicarlo a la lectura.

Empecé el año bien, con el descubrimiento del autor norteamericano Michael Cisco, quien es  la estrella más brillante del género weird. Después compré en papel mi segunda novela de este autor, Animal Money, la cual duerme el sueño de los justo en mi pila.

Después leí la que considero la mejor novela del 2016, The thing itself, del infravalorado Adam Roberts. Dos jóvenes radioastronomos tienen un encontronazo contra el infinito en la estación ártica donde se encuentran, y solo tienen La critica de la razón pura para entender esto. Graciosa y pedante e incomoda, la clase de lectura que busco.

A head full of ghosts fue la mejor novela de horror que leí el año pasado. Una gran deconstrucción de las novela de posesiones satánicas. Me quedaron muchas ganas de seguir leyendo más…